Diez formas de dominar la redacción de textos muy buenos.

Escribir textos es a la vez un arte y una ciencia. Es un arte porque requiere creatividad, sentido de la belleza y el estilo: cierta aptitud, maestría y conocimiento especial. La publicidad artística le permite crear marketing de contenidos que no sólo es práctico y persuasivo, sino también impresionante e impresionante.

Escribir textos también es una ciencia, porque existe en el mundo de las pruebas, las pruebas y los fracasos, las mejoras, los avances, la educación y la previsibilidad. La publicidad científica le permite desarrollar ideas de negocios en línea y luego probar esas ideas. Así es como sabes si tu marketing de contenidos está funcionando.

Redacción de textos que funcionan

En una mala copia, falta uno (o ambos) de estos elementos. En buena copia, ambos son abundantes.

Continúe leyendo si está aprendiendo a ser redactor publicitario , porque en los próximos minutos exploraremos 10 ejemplos de buena redacción publicitaria en la naturaleza.

Jonny Nastor en Socios de comercio digital

¿Quieres que aumentemos tu tráfico?

Por primera vez, la metodología Copyblogger ahora está disponible para unos pocos clientes selectos.
Sabemos que funciona. Lo hemos estado haciendo desde 2006.

Da el siguiente paso

1. Copia sencilla

El enfoque más básico para redactar un texto es presentar el producto sin trucos ni estilo. Es una presentación sencilla de los hechos y beneficios.

No hay historia, ni conversación, ni “chisporroteo” ni afirmaciones superlativas.

Piense en Google Marketing Platform .

Es el tipo de texto que no ganará ningún premio literario, pero si has estudiado cómo escribir una buena oración , podrás hacer el trabajo. Le brindará al cliente potencial la información que necesita para tomar una decisión informada sobre el producto.

2. Copia narrativa

Todos aman una buena historia.

Nos gusta oír hablar de la gente, especialmente de la gente interesante. Personas que han sufrido desafíos con las que podemos identificarnos y pueden decirnos cómo los superaron.

Y la moraleja de la historia, coincidentemente, es que su producto fue el catalizador para superar esas probabilidades.

Puede encontrar esta técnica de venta de historias en una serie de correos electrónicos, una página de destino o un vídeo corto. Cualquiera que sea el formato, obtendrás cuatro rasgos básicos en la historia:

  1. Apertura: Introduce el dolor. Muestre cómo el personaje de la historia tenía una vida normal y luego cómo esa vida fue destrozada por un cambio de acontecimientos.
  2. Conflicto: ¿ Cómo se ve amenazada la vida del personaje principal si no responde al problema? ¿Cómo es su viaje mientras enfrenta este desafío?
  3. Diálogo: las personas se sienten atraídas por las conversaciones de una historia. Es el interés humano en su raíz: dos personas hablando entre sí. También nos atrae el diálogo porque es fácil de leer. “Nuestros ojos fluyen sobre el diálogo como mantequilla sobre el capó de un auto caliente”, dice el novelista Chuck Wendig .
  4. Solución: Finalmente, tu producto se presenta como la cura para el problema de tu personaje. Aumenta la credibilidad de su producto al compartir resultados específicos (aumento del 347% en la conversión, por ejemplo).

Tu historia no tiene por qué ser dramática. Simplemente tiene que ser interesante para su público objetivo. Y aquí es donde entra en juego la buena investigación.

3. Redactar un texto que sea conversacional

John Caples llama al texto conversacional "Tú y yo".

En este estilo de redacción, se escribe como si hubiera una conversación entre dos personas: el redactor y el cliente potencial.

El lenguaje aquí no sería diferente al de un vendedor sentado a almorzar con un cliente y hablando durante una presentación de ventas. Es un enfoque sencillo que intenta identificarse con el lector:

"Se como te sientes. Me sentí de la misma manera. Todo eso cambió cuando encontré x, y y z”.

Tenga en cuenta que no es necesario ser un redactor refinado para crear un texto conversacional eficaz . A menudo, la pura pasión por lo que intentas promover se respira en la página.

De hecho, puede grabar una conversación sobre el producto, transcribirla y utilizarla como borrador.

4. Copia de John Lennon

¿ Cuál es una buena línea de asunto para un correo electrónico de ventas ?

Cuando John Lennon nos pidió que imagináramos que no había cielo ni infierno, ni países, religión o guerra, estaba utilizando una eficaz herramienta de persuasión: la copia imaginativa.

Como anunciante que está aprendiendo a redactar textos, puede pedirle a su público objetivo que imagine una forma sencilla de perder peso o cómo se sentiría ser un escritor de viajes exitoso.

El texto imaginativo generalmente comienza con palabras como "imagina", "cierra los ojos", "finge por un momento", "descubre" o "imagina esto" en la línea de asunto de tu correo electrónico o en el primer párrafo del texto.

A menudo te piden que imagines tu vida de cierta manera: que pretendas cómo sería vivir tu sueño, cualquiera que sea ese sueño.

Luego, el redactor pinta una imagen de cómo lograr esa vida ideal a través de un determinado producto.

5. Copia larga

La premisa fundamental detrás del texto extenso es "Cuanto más cuentas, más vendes". Los anuncios que contengan muchos datos y beneficios generarán buenas conversiones.

¿Por qué?

A diferencia de una conversación cara a cara con un vendedor, un anuncio escrito sólo tiene una oportunidad de convertir al lector. Si te pones frente al lector, debes exponerlo todo sobre la mesa.

Cuando se trata de un texto extenso, vale la pena aprender a escribir viñetas . Ayudan a garantizar que sus detalles más importantes destaquen.

Y cuando sigas las reglas básicas del marketing de contenidos que funcionan, recuerda que no es necesario presentar todos los hechos y beneficios desde el principio.

Puede filtrar la presentación durante un período de semanas a través de una respuesta automática de correo electrónico o una biblioteca de contenido basada en registro.

De esta manera, convertirá textos extensos en fragmentos breves y fácilmente digeribles.

6. Copia del poeta asesino

Aquí en Copyblogger, amamos a escritores como David Sedaris. Y daremos una lección sobre cómo escribir como Hemingway aquí y allá.

Pero no estamos tan enamorados de sus habilidades de escritura como para intentar imitar sus estilos a expensas de enseñar y vender.

Nuestro objetivo no es convencer a nuestra audiencia de que somos inteligentes, sino educar y vender con nuestra copia.

Como dijo una vez David Ogilvy: "Vendemos, o si no". Pero intentamos vender con estilo. Intentamos equilibrar al asesino con el poeta.

El texto del poeta asesino ve la escritura como un medio para lograr un fin (realizar una venta) y el anuncio como un fin en sí mismo (un hermoso diseño y una historia conmovedora).

En otras palabras, el poeta asesino combina estilo con venta. Creatividad con marketing. Historia con solución.

7. Redactar un texto directamente de su director ejecutivo

Es un hecho conocido acerca de la redacción de textos: el respaldo de terceros puede ayudarlo a vender productos.

Pero es igualmente eficaz posicionar su argumento de ventas como una comunicación directa entre el fundador de la empresa y su cliente.

Este enfoque realista nivela el campo de juego. Telegrafía al cliente: “Mira, el CEO no es una figura fría y remota interesada únicamente en las ganancias. Es accesible y amigable. Él se preocupa por nosotros”.

Verá algo de este tipo de texto en estos 20 ejemplos de llamados a la acción .

8. Copia franca

Alguna copia explicará la fea verdad sobre el producto.

Este enfoque no comienza con las joyas de sus productos: comenzará con los defectos.

Al vender un automóvil, podría señalar las infinitas reparaciones que deben realizarse (pastillas de freno delgadas, transmisión con fugas, barra estabilizadora rota y tablero inoperable) antes de presentar los asientos de cuero, el sistema estéreo Monsoon, el techo corredizo, todo nuevo. neumáticos y motor sobrealimentado.

Lo que estás diciendo es que este auto necesitará mucho cariño. Incluso podría llegar a decir: "No se equivoquen: hay mucho trabajo por hacer aquí".

Y aquí hay algo curioso: cuando eres honesto y transparente acerca de las debilidades del producto, el cliente confía en ti.

Cuando aprenda a escribir subtítulos que ayuden al lector a confiar en usted, será mucho más probable que le crea cuando señale las buenas cualidades de su producto.

9. Copia superlativa

También hay ocasiones en las que puedes hacer afirmaciones extravagantes.

Afirmaciones como (estos son anuncios reales):

  • “Un material revolucionario procedente de esta mina de Nevada podría hacer ganar una fortuna a los inversores”
  • “Las tiendas de todo Estados Unidos están agotando lo que algunos llaman una nueva fórmula dietética 'milagrosa'”
  • “Obedezca esta extraña laguna jurídica para obtener un seguro de automóvil por tan solo $9”

Pero sólo puedes hacer afirmaciones extraordinarias cuando tienes pruebas que las respalden. La evidencia puede estar en estadísticas, testimonios o investigaciones, o preferiblemente en las tres cosas.

El problema con el texto superlativo es que a menudo es difícil hacer afirmaciones extravagantes y no parecer que estás exagerando, así que utiliza este tipo de texto con moderación.

En general, es bueno seguir la política de "Eliminar todo el bombo publicitario" al escribir un texto.

10. Copia de rechazo

El texto rechazado pone patas arriba la sabiduría convencional e intenta disuadir a las personas de interesarse en su producto.

Este tipo de texto es un desafío directo al lector que aprovecha la idea de que sólo un conjunto exclusivo de personas está invitada a utilizar un producto.

La tarjeta American Express Black es un buen ejemplo: esta tarjeta está reservada para las personas más ricas y de élite del mundo. La única forma de conseguir uno es si estás invitado.

De manera similar, considere el sitio de citas Beautiful People . Si quieres ser parte de este exclusivo club de citas formado por gente "hermosa", entonces debes ser votado por los miembros existentes.

El posible rechazo asusta a los lectores: no esperan ser rechazados, especialmente por parte de un anunciante.

Este enfoque también influye en nuestro sentido de querer pertenecer. Genera curiosidad y activa nuestro orgullo. Pensamos: “¿Cómo se atreven a decir que tal vez no sea lo suficientemente bueno para entrar a su club? Se los mostraré”.

El arte y la ciencia de escribir textos.

Al final, la redacción del texto suele combinar varias de estas técnicas en un solo anuncio.

El director ejecutivo de una empresa escribe una carta de ventas conversacional basada en una historia sobre su pasión por su producto (ya sean melocotones o bombas de agua).

Un redactor redacta un largo anuncio de rechazo que explica por qué determinadas personas quedan excluidas de recibir una invitación para cenar en un restaurante exclusivo.

O un sastre de Savile Row escribe una carta de ventas sencilla pero elegante sobre sus trajes, que han usado reyes y presidentes.

Ese es el arte y la ciencia de la redacción publicitaria eficaz.

SUSCRÍBASE AHORA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir
Suscribete a Nuestro Boletin
Ingresa tu correo y suscribete  Learn more!
icon